Solución pantalla roja Samsung Galaxy S8

Tanto el Samsung Galaxy S8 como el S8 Plus, son dos dispositivos móviles que cuentan con la última tecnología de display Super Amoled HDR 10, lo que sin duda alguna nos permite afirmar que se trata de uno de los smartphone con mejor pantalla del mercado, pero también es cierto que varios usuarios han reportado un error que infiere una tonalidad anómala en los colores, causando un desajuste en los colores del dispositivo, de manera que el color rojo predomina sobre los demás.

Esto no es un fallo del hardware por lo que no debemos alarmarnos ni mucho menos preocuparnos, sino un imple error temporal en los ajustes avanzados del balance de colores, cuya solución es bien sencilla y no implica complicación alguna.

En los ajustes de pantalla del Samsung Galaxy S8, por defecto viene seleccionada la configuración optima, Adaptative Display, pero por alguna razón que desconozco, esta configuración entra en conflicto y provoca el error de pantalla roja en el Samsung Galaxy S8.

Samsung Galaxy S8 pantalla de color rojo

Como ya hemos señalado unas lineas más arriba, si tu Samsung Galaxy S8 o S8 Plus, de repente presenta una tonalidad de colo rojo anómala, no se trata de algo de lo que debamos preocuparnos, puesto que no significa que la pantalla se halla dañado ni mucho menos, y lo podremos corregir en unos simples pasos.

Para corregir este fallo solo debemos acceder a los ajustes del teléfono ->  Pantalla -> Modo de pantalla -> Balance de color y finalmente desactivamos el modo de pantalla adaptativa para seleccionar el modo básico o balance de color manual.

Una vez hecho este paso, ajustamos los colores con la configuración ideal de colores y salimos del menú para guardar los cambios.

Seguidamente reiniciamos nuestro Samsung Galaxy S8, accedemos de nuevo a los ajustes balance de color, cambiamos el modo a pantalla adaptativa y listo.

Si tras estos pasos aún persiste el error de la pantalla roja en el Samsung Galaxy S8, seguramente exista un conflicto con alguna aplicación o ajuste que hayamos realizado, por lo que tendremos dos alternativas;

  1. Mantener el balance de color en modo manual, ajustando los colores bajo nuestro propio criterio y prescindiendo de la pantalla adaptativa.
  2. O por el contrario realizar una restauración de fábrica del dispositivo, lo cual es una solución radical pero 100% efectiva.

En el caso de que nos hayamos decantado por la última opción, no debemos olvidar crear una copia de seguridad de todas nuestras aplicaciones, así como de los datos, contactos y demás contenido, para lo cual podéis usar el software oficial de Samsung, Smart Switch.